Asesoría Ugerri

Área Privada

noticias

OPERACIONES VINCULADAS

OPERACIONES VINCULADAS

En este año 2009, ha entrado en vigor el Decreto Foral 56/2009, que regula las obligaciones de documentación de las Operaciones Vinculadas (las realizadas entre las empresas y sus socios), imponiendo la necesidad de documentar de forma exhaustiva los valores utilizados como precios entre las partes, además,  de establecer un estricto régimen de sanciones por no valorar o por no documentar adecuadamente tales valores.
Las reglas impuestas por esta normativa nos exigen valorar las operaciones con entidades o personas vinculadas a valor de mercado, es decir, utilizar entre las partes vinculadas valores similares a los que se hubieran fijado entre partes independientes. En caso de no utilizar estos importes, la Administración practicará lo que ha llamado “ajuste secundario” que en esencia, se trata de que cuando el valor convenido entre partes vinculadas sea distinto del valor normal del mercado, la diferencia entre ambos valores, tendrá, para las partes intervinientes en la operación, el tratamiento fiscal que hubiese correspondido (dividendos, rendimientos de trabajo, etc) a las rentas puestas de manifiesto como consecuencia de esta diferencia de valoración. Este ajuste, aunque se presente en si mismo por la normativa como neutro o bilateral, dará lugar a sanciones cuando se haya tributado
menos a hacienda (cosa que ocurrirá en prácticamente la totalidad de los casos en lo que en lo que la Administración pretenda tal ajuste)
Respecto a la cuestión más formal de la normativa “obligación de documentación”, el contribuyente deberá tener la documentación que le permita sostener que el valor que declara es el de mercado (dossier y pruebas de valores utilizados). Con ello lo que se produce es una inversión de la carga de la prueba, es decir si antes correspondía a la Administración atacar los valores utilizados, ahora se nos exige probar y documentar los valores utilizados bajo amenaza de importantes sanciones.
Por ello es conveniente que comencéis a relacionar las operaciones realizadas este año: sueldos, arrendamientos, préstamos, etc. realizados entre los socios, ascendientes y parientes colaterales hasta el tercer grado (hermanos, tíos, sobrinos, suegros, cuñados) y la sociedad.
Lógicamente esta es una información muy breve y quedamos a vuestra disposición para asesoraros en esta nueva obligación.
UGERRI Dic.09

Asesoría Ugerri - contacto